web hit counter www.elmayorportaldegerencia.com - www.elmayorportaldegerencia.com
Welcome to www.elmayorportaldegerencia.com   Click to listen highlighted text! Welcome to www.elmayorportaldegerencia.com Powered By GSpeech


El emprender implica aprender a tomar riesgos, abrir nuevas puertas y recorrer caminos desconocidos e inestables.

Un emprendedor lucha por conseguir algo nuevo, diferente a lo que acostumbra en su vida diaria. Es verdaderamente un reto vivir el proceso que implica convertirse en un emprendedor, pues se atraviesa por distintas etapas a las cuales uno jamás termina de acostumbrarse del todo.

Sin embargo, para un emprendedor es necesario pasar por todas ellas y aprovecharlas al máximo, para que después de todo el esfuerzo, le sea posible alcanzar el éxito y cumplir sus metas.

¿Quieres saber cuáles son las etapas por las que tiene que pasar un emprendedor antes de llegar a la cima? A continuación de las presentamos:

  1. Luna de miel. Ésta es la etapa en la que el emprendedor está completamente enamorado de su proyecto, donde no puede encontrar en él ni un solo defecto, y ha planeado todo de manera tan precisa que asegura que nada puede salir mal. Es una etapa de optimismo donde la motivación y la adrenalina de comenzar con algo nuevo contagian al emprendedor de entusiasmo y emoción. Sin embargo, no todo es color de rosa, y la luna de miel se acaba más temprano que tarde. Después de ésta, viene la siguiente etapa…
  2. Abrir los ojos ante el desafío. Una vez que el emprendedor ya ha comenzado a luchar contra la corriente, se dará cuenta de que las cosas no siempre (en realidad, muy rara vez) van a salir exactamente como las planeó desde un principio. Lo más viable parece improvisar, pero tampoco es la mejor opción cuando el emprendedor está desinformado y se queda corto de ideas. Es aquí cuando abre los ojos, para llegar a la conclusión de que su proyecto no es perfecto. Comienza a ver los defectos que han impedido el funcionamiento ideal desde que puso en marcha sus planes. Y después, viene la peor parte…
  3. Crisis existencial del proyecto. Y aquí es cuando el emprendedor se pregunta a sí mismo; “¿realmente vale la pena el sacrificio? ¿Es esto lo que esperaba?” Éstas y más preguntas pueden atormentar por días, semanas o meses a un emprendedor cuyos planes no resultaron como él deseaba. Aquí es donde el emprendedor se rinde, o decide retomar sus fuerzas para seguir intentando sacar adelante sus planes. Y es entonces, cuando ocurre lo siguiente…
  4. Reestructuración del proyecto. Habiendo evaluado los puntos débiles en el plan inicial, el emprendedor comienza a hacer las modificaciones pertinentes para que su proyecto, sin perder su esencia ni su propósito principal, pueda desarrollarse adecuadamente y tener éxito en el medio de su interés. Ésta es una etapa importante y de mucho aprendizaje, pues es cuando el emprendedor comprende cómo funciona el medio realmente; y toma decisiones cruciales para que su proyecto no deje de ser lo que él desea, pero igual pueda evolucionar sin morir en el intento. Y finalmente, la última etapa…
  5. Determinación + motivación. En esta última etapa, el emprendedor ya ha aprendido de sus errores, ya ha comprendido que lograr sus metas no es nada fácil, y ha hecho cambios y esfuerzos que lo han impulsado al siguiente nivel; estando cada vez más cerca de convertir su proyecto en realidad. El emprendedor es consciente de que tiene que seguir esforzándose, y de que el terreno hacia la realización de sus sueños es inconsistente e impredecible; pero que, a pesar de ello, cada día está un paso más cerca de lograr sus objetivos. Como emprendedor, lo primordial siempre será creer en tu proyecto y en ti mismo. Puede que, con frecuencia, haya que hacer cambios tanto en tus planes como en tu persona, pero recuerda que adaptarse no es fracasar, sino crecer y mejorar.

Para emprender hace falta valor, fuerza de voluntad, ¡y mucha convicción de que tus sueños son posibles!

 Desde otra perspectiva, el emprendedor debería evaluar:

  • Están mis metas bien definidas?
    • Aspiraciones personales
    • Sostenibilidad y tamaño del negocio
    • Tolerancia al riesgo
  • Tengo la estrategia adecuada
    • Definición clara
    • Rentabilidad y potencial de crecimiento
    • Durabilidad
    • Tasa de crecimiento
  • ¿Puedo ejecutar esta estrategia?
    • Recursos
    • Estructura organizacional
    • El rol del fundador

El retorno de la inversión en entrenamiento ejecutivo de equipos gerenciales es exponencial y en minutos. Norman Vincent Peale.
Te gustó? Compártelo !
Pin It

Don't have an account yet? Register Now!

Sign in to your account

Click to listen highlighted text! Powered By GSpeech